Sobre la Ría de Bilbao. (Intro a “Días de Ría”)

De pequeño me gustaba “investigar” por el monte. Lo recorría descalzo para pisar bien el fango y vestía con taparrabos indios. Trepaba los árboles con mi lanza y mi arco de avellano y esparto mientras esperaba ver algún animal nuevo o algún cosa distinta, un secreto más con que alimentar mi complicidad con la naturaleza. Pero a veces en el empeño me adentraba tanto que sin darme cuenta acababa completamente perdido. Hasta que de repente encontraba el río que me llevaba de vuelta a casa.
Desde entonces me encantan los ríos y por ello me he empeñado en el intento de recuperarlos para mi imaginario y para la memoria colectiva. Por ello he concebido una serie de propuestas recogidas bajo el nombre genérico de “Días de Ría” cuyo objetivo es simplemente hacer que la gente “mire a la ría y sonría”. Pero antes déjenme explicar desde un enfoque más racional mi particular empeño con la Ría de Bilbao.
El proceso de crecimiento de las ciudades es imparable y está ligado a la descentralización. La ciudades se han hecho regiones y el centro pierde población en beneficio de la periferia. El crecimiento demográfico junto a la polarización de usos en la ciudad y la dispersión territorial están provocando una pérdida de interacción urbana en los espacios tradicionales. La proximidad ya no es el marco de referencia. Sin embargo en Bilbao, la ría sigue siendo el nexo común de todo el tejido metropolitano, lo que nos une a todos.

En urbanismo se dice a menudo que para conocer una ciudad hay que seguir el ritmo de su desarrollo. En el caso de Bilbao este ritmo ha venido siempre marcado por su espina dorsal, su ría, la Ría. Una mirada a la ría es una mirada al pasado y a la historia portuaria de Bilbao.
Hasta hace poco la Ría articulaba también su economía, pero en el nuevo siglo la transformación sectorial trasladó la actividad portuaria al Abra exterior. Con el paso de cargueros de acero a cruceros de lujo la ría perdió protagonismo y quedó prácticamente desprovista de uso.

Por último la transformación a ciudad de servicios han convertido al turismo, la cultura y el ocio en nuevos motores de desarrollo. Son necesarias nuevas estrategias de city marketing, estrategias creativas y diferenciales que potencien la identidad y marca de ciudad. Recapitulando estos enfoques surgió la pregunta ¿Podríamos revalorizar la ría desde un enfoque social y creativo y obtener además relevancia mediática? Y así surgieron los Días de Ría..

(vea ahora los “Días de la Ría…”)

  1. Manu Fernandez

    Buenas Diego:

    Aquí una sugerencia que enlaza con tu popuesta para la ría:

    http://ciudadesaescalahumana.blogspot.com/2008/06/qu-hacer-con-las-zonas-portuarias.html

  2. Diego Soroa

    Muy pronto en nuestra ciudad…..
    Un abrazo Manu.




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: